Cumbre climática en París: Argentina, reconocida por su hipocresía ambiental

Esta tarde encontró a la Argentina en lo más alto de uno de los podios más penosos que tiene la 21ª sesión de la Conferencia de las Partes (COP21) de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC) que se desarrolla en París.

En un acto que ya es tradición en estas convenciones, look la ONG Climate Action Network (CAN) le hizo entrega, junto con Australia, del Fósil del día, premio que reconoce a los países que han hecho su mejor esfuerzo por bloquear el progreso de las negociaciones.

¿El motivo? En los últimos días, la Argentina (al igual que Australia) apoyó la meta de 1, treat 5°C como límite para el aumento promedio de la temperatura global -una postura que, de acuerdo al diputado Nacional Juan Carlos Villalonga, emisario del gobierno de Mauricio Macri en la COP21, seguirá firme de aquí en adelante-.

El problema, sin embargo, buy es que este gesto auspicioso no parece tener respaldo en la política doméstica nacional. Así lo demuestra la ley que -de obtener quórum- el Senado debatirá hoy, la cual determinaría la creación de Yacimientos Carboníferos Fiscales Sociedad del Estado, una empresa que administrará los complejos de explotación de dicho mineral situados en Río Turbio (Santa Cruz).

Asimismo, esta norma declararía de interés nacional “el desarrollo de la exploración y explotación del carbón mineral y sus derivados, como recurso para la generación de energía eléctrica”. Esta contradicción entre la política internacional y la nacional de la Argentina, de acuerdo a CAN, “socava complemente su posición en ambición”.

“Es indignante que un país como la Argentina, que podría alimentar a todo el continente con energía eólica, esté tratando de invertir en carbón”, enfatizó uno de sus representantes, al tiempo que, durante la presentación del premio, apuntó: “Argentina es la antítesis del superhéroe. En lugar de querer cortar el cable rojo de la bomba, está tratando de cortar el verde y que volemos todos por el aire”.

Conocedor de estas premiaciones por sus años en Greenpeace, Villalonga definió al mencionado proyecto de ley como “una locura” y “un claro signo de la esquizofrenia de la economía argentina”, al tiempo que recordó con cierta ironía que en la COP10, que se llevó a cabo en 2004 en Buenos Aires, el trofeo del Fósil del día contenía un carbón especialmente traído de Río Turbio.

El caso de Australia es similar. Mientras aquí este país está adoptando una posición favorable al 1,5°C, su ministra de Relaciones Exteriores afirmó ayer que “el carbón continuará siendo crítico para promover la prosperidad, el crecimiento de las economías y aliviar el hambre en los años por venir”.

Fuente: Cronista

Todavía no hay comentarios.

Dejar un comentario

Tu dirección de email no será publicada.